Friday, April 24, 2015

El pasado me atrapó



Ahora Pepe está mas lindo, la cabeza le paró de crecer y está un poco mas alargado, aunque igual está construido al estilo heladera, como yo y como su padre. Pero cuando me dicen que es lindo yo se que no es verdad, que es un cabezón y siempre lo será, la gente se confunde con su simpatía y con sus colores, porque Pepe es medio pelirrojo y tiene los ojos del mismo color del pelo, un marrón rojizo.
Ahi se reía, porque Lulu y yo nos reíamos de el, que había quedado con un tallarín en la cabeza.

Ahí está en el playground, la plaza. Una conclusión que llego mirando estas fotos es que nunca lo vestí a Pepe de bebé. Lo máximo que le ponía era o remera o gorrito. Andaba siempre vestido con la mochila. Nunca entendí para que la gente viste los bebes en verano. Ahora el reclama ser vestido, pero odia los zapatos, excepto que sean botas que pesen un kilo cada una. Así que yo lo llevo sin zapatos al jardín y convencía a las maestras que lo dejen andar descalzo, que si vuelve con un clavo incrustado en el talón es bajo mi responsabilidad.



 Podría considerar volver a tener un bebé, pero esta parte del enchastre no la vivo otra vez ni en pedo. Así que no podría volver a tener un bebé.




Una foto del pasado


Encontré esta foto en una cámara que no usé por un tiempo. Era el año que MM estuvo en Boston y yo aquí, el primer año de Pepe. Ibamos todos los días a caminar por la montaña y se dormía sus siestas en la mochila, luego volvíamos y yo me hacía muchas acrobacias para sacarme la mochila y que siguiera torrando. Me acostaba en la cama, con el todavía atado, sin aplastarlo, y luego me desprendía la mochila y me iba incorporando lentamente, que no notase el cambio. Obviamente lo dejaba así con la mochila.

Ahora está aquí a mi lado reclamándome que lo lleve al super a comprar el huevo kinder de los viernes. Me muestra la tapa de la cámara y me dice -aquí está escrito que tenemos que ir ahora- (porque yo le digo que estoy cansada, que me deje tomarme unos mates en paz)

Ayer salí en bici a fotografiar el quilt en el desierto. Todas las fotos salieron quemadas, over exposed. Y eso que era temprano. Luego dije suficiente, colgué el quilt, le saqué un par de fotos y escribí sobre el un post en mi otro blog, que todavía no quiero hacer público. Es raro tener dos blogs. Pero muy de a poco voy encontrando la vuelta. Este es mi blog borrador, es tanto mas lindo escribir en borrador.

Descubrí que mi logo, del que tan orgullosa estaba, es el mas usado del condado.

Le compré a Lulu una bici grande y MM decretó muy grande. Hace rato que andaba en una bici mínima, siempre parada en la bici. Y yo soy la que la tenía que esperar porque mi bici es mucho mas rápida y no hay nada que me ponga mas nerviosa que ir en la bici despacito. Lo cierto que un día fuí y compré la bici, con cambios, de montaña, bastante cara. Era lo que había, mas o menos. Luego MM decretó muy grande, peligroso, blabla, el centro de gravedad. Hoy salimos por el desierto, le expliqué como usar los cambios, como frenar cuesta abajo. Usó la bici como una pro, no le dan miedo las bajadas. Me emocionó un poco. Fuimos a visitarlo a MM, que tiene la oficina en le kibutz de acá al lado. Luego a la vuelta le agarró un ataque, se puso a llorar que estaba cansada y que quería que el padre la traiga en coche. Yo no sabía que hacer, no sabía cuanto era drama y cuanto la verdad. Al final la mandé de vuelta hacia la oficina y el padre la trajo.


Sunday, April 19, 2015

Logo, casa y dieta



Tengo hambre, es que estoy a dieta. O mejor dicho, estoy haciendo la pre-dieta. En el período de la predieta trato de reducir las porciones en formas paulatinas así no me agarran los withdrawals symptoms. Quiero hacer la dieta de las 5 tazas, cada dia uno come 5 tazas de algo. Es la dieta volumétrica.

Hoy empezó la construcción de la casa número tres.

Este es mi logo. O su primera versión.

Friday, April 17, 2015

Mi orgullo





La quilt. Todavía no le encontré la vuelta sobre como fotografiarla y que se vea lo linda que es. Está quilteada a mano. Le puse una etiqueta que fué vetada por MM, así que ahora estoy fabricando otra. Mientras tanto pienso en estrategias para fotografiarla. Es como una llamarada esa quilt. No le saqué foto de la parte de atrás, ahora que pienso, que es casi mas linda que de adelante.

Se aceptan todas las críticas y sugestiones. En realidad siempre las acepto, pero esta vez las necesito.

Lulu diseña su primer vestido



Eligió la tela el año pasado en Tel Aviv y me pidió que le cosiese un vestido trapecio muy sencillo. El verano terminó antes de que se lo cosiese, además que a Lulu le llueven vestidos. En esa epoca no tenía la maquina overlock. Ahora lo agarré, ya cortado, y lo cosí en 20 minutos. La magia del overlock. Todavía me cuesta un poco el estilo overlock, me sigue pareciendo que la ropa queda mal terminada. A mi me gusta que la ropa adentro sea mas linda que de afuera.

Thursday, April 16, 2015

bip bip hora de ir a la plaza



A principio de Pesaj Pepe estuvo un poco enfermo, un par de dias con algo de tos y algo de fiebre. Pero como justo era fin de semana, y no hay manera de darle a Pepe ningún remedio (jamás creo que le pude dar un antipirético o como se llamen), le pedí a mi suegra que me comprase supositorios, just in case que le subiese la fiebre en medio del laila seder. Por supuesto mi suegra chocha, le encanta comprar remedios, y ya que estaba me compró un termómetro, aunque me parece que tenemos ya uno, que también me lo compró ella. Yo nunca les he medio la fiebre a mis hijos, o serán que no son de tener fiebre, que se yo, así que cuando Pepe agarró el termómetro para jugar me pareció muy buen uso para el adminículo que recibí sin solicitarlo.

En Pesaj dormimos en la carpa y ahí viene Pepe corriendo, diciéndome que el bip bip del termómetro está indicando que es hora de ir a la plaza.

Saturday, April 04, 2015

Niño dormido es dos veces bello

No hay nada mas lindo que un niño que duerme, lo que siempre resulta tan sospechoso, no, sobre nuestros verdaderos sentimientos.


Friday, April 03, 2015

Toque de queda


 Lulu y Pepe se construyen un escondite. Uno de los pocos momentos de idilio en esta constante guerra que mantienen ultimamente. Bickering es la palabra perfecta que lo describe, pero no en su segunda acepción, porque el ruido que producen es insufrible.


A veces lo escucho a Pepe que le dice a Lulu - queres jugar conmigo- Ella le dice que no, entonces el va y la irrita. Lulu entonces opta por usar un tono de voz que es como un chillido que es capaz de desequilibrar a cualquiera. Entonces generalmente la cosa pasa a algún tipo de violencia física y todo termina con uno de los dos llorando.


Cuando Pepe llora es con todo el alma, grandes lagrimones ruedan sobre las mejillas regordetas y hacen charquitos en el piso.
El llanto de Lulu es mucho menos eficaz porque tiene un elemento forzado.


Ha llovido muchísimo ultimamente, algo que debe tener una recurrencia de una vez en 50 años. El desierto explota de flores, tengo que sacar esta cámara milagrosa que me han prestado y mostrarles. Hay flores que ya son un poco obscenas.  Peor me da miedo sacar la cámara de la casa con la bici, y no tengo estuche, y por supuesto, cada vez que pienso en eso pienso en coserle un estuche, pero para cuando lo termine las flores se me van a secar.

También estuve enferma, como un resfrio horrible, con mocos y mocos, dos días en cama, luego como 8 días sin energía, solo ir a trabajar y tirarles unos tostados a los chicos. Ahora Pepe está con fiebre.

Tenemos permiso de construcción. En cualquier momento comienza casa número tres.

Friday, February 27, 2015

El tratamiento de la mierda

Las cosas han cambiado, como siempre conmigo. Si no me conociese hace 44 años diría que estoy loca, pero yo prefiero llamarme cíclica, porque las cosas vuelven y se repiten, por las cosas me refiero a las mismas cosas: la costura (aunque ya debería llamarlo el arte textil, la costura se ha vuelto un nombre un poco corto) y la ingenieria y el deporte. En este momento ha tomado el lugar relevante la ingeniería, algo que yo, inclusive conociéndome hace 44 años, había pensado que ya no sucedería, pero aquí estoy, tratando de contenerme para no ir a trabajar un fin de semana, por pura curiosidad y ansiedad. Igual tengo que ir a trabajar, pero al otro trabajo, el que supuestamente ya terminé. Tengo que terminar de poner en orden una serie datos, ordenar todos los archivos y limpiar mi escritorio. Sacar la foto de Pepe de la pizarra. Todos los actos simbólicos del cambio. 

Me está gustando mucho mi nuevo trabajo, es en biología molecular, que es bien alejado de mi background, pero, curiosamente, una de las primeras cosas que quise estudiar en mi vida fué genética, y por eso estudié dos años de medicina, antes de estudiar ingeniería, así que tengo un pequeño background en cosas que viven. Y esta vez estoy trabajando en la biología molecular de plantas de tratamiento de agua, así que se junta con algo de lo que si tengo idea. Bueno, estoy muy contenta y entusiasmada. Mi jefe me da miedo, porque tiene una fama horrible, pero hace un años que lo conozco y hasta ahora ha sido un jefe muy aceptable. Es árabe. Tal vez es porque yo entiendo minorías y porque no soy israelí, aunque lo soy en los papeles. El tema de este proyecto, el que espero que desarrollemos en tres años, es además un tema super importante, el tratamiento de la mierda. 

Lulu está mejor, creo. El período hipocondríaco parece haber pasado. La estoy sacando del after school  gradualmente, tengo un mes para concretarlo. Cuando sale de la escuela va tres dias por semana a lo de una vecina que da clases de arte, pero tipo waldorf, sin presión. Los dos dias restantes vamos a hacer malabarismos entre la abuela y yo. En la escuela hay un programa de yoga para chicos con problemas de concentracion, soñadores o ADD, como sea que se los llame y Lulu empezó ayer. Estaba contentísima. Se le cayó su primer diente y fué un drama porque la fairy tooth no le trajo nada, lloró desconsoladamente ante la almohada vacía. Justo me agarró en un día muy difícil. Fué un fin de semana que MM se exilió en el trabajo para estudiar y yo quedé sola con los chicos, sin auto, porque el auto estaba en el taller, y hubó una tormenta horrible. Pobre Pepe, se lo paso saltando en el sillón. Igual creo que en general lo pasamos bastante felices, pero hubo algunos momento de negrura. Lo saqué un rato, justo cuando salió el sol, y nos caimos en la bici. La segunda vez que me caí de la bici en una semana. Obviamente un mensajito.i. A el no le pasó nada, fuera del susto, que se le pasó en un par de minutos, pero yo quedé con un raspón horrible en la rodilla, que todavía me molesta, y un moretón enorme. Creo que este mes que pasó, con los dos trabajos, y MM con exámenes, fué una gran carga. Luego, a la vuelta, conmigo hecha un trapo, Pepe se me mojó completamente y el pobre lloraba de frío en la bic. La primera vez en la vida que lo escuché decir que tiene frio.  Todo el día este horrble Lulu lo pasó con unos amigos mios que tienen una  nena muy complicada, y se que cuando Lulu pasa un dia con ello viene dada vuelta, y yo me sentí culpable de largarla así, pero de verdad que no me sentía con fuerzas como para entretenerlos a los dos en un día lluvioso sin auto. Así que con todo esto no me avivé de decirle que no hay fairy tooth. Pero ya se olvidó del asunto, aunque yo le dije que la fairy tooth estaba muy ocupada y que iba a venir el próximo fin de semana. Luego pensé que este llanto es un poco el que corresponde al duelo de la primera parte de la niñez. 

El alivio que siento de saber que esta etapa quedó atrás no tiene nombre. 

Estoy cosiendo una quilt que no puede ser de mas linda.

Tuesday, February 10, 2015

Primer grado

Creo que la angustia de Lulu bajó, y con ella la mía. Come mejor. Ayer apenas salió de la escuela me dijo que había quedado con una amiguita y salieron a dar vueltas en bici por el barrio. Yo creo que otra vez cometí el error de no preguntar mas, no inquirir, está el problema de la madre controladora y estoy yo, la madre demasiado liberadora. La verdad es que confié en que la madre de la otra nena, que es de la especie controladora, iba a hacer ese trabajo, Es una nena que hace muy poquito aprendió a andar en bici. Estaban felices.

Ayer se fué a jugar a lo de otra amiga y también estaban felices. Son todas amigas que están en la otra clase, porque uno de los problemas de Lulu es que no tuvo suerte y cuando dividieron a los chicos ella quedó sepadada de sus amigas del jardín.

Me dijo que ahora la sentaron al lado de una nena que es bastante hinchapelotas. Yo la conozco y no puedo estar mas de acuerdo. Es la nena buchona por excelencia, y efectivamente Lulu me dice que la nena va y le cuenta a la maestra cosas que Lulu ni siquiera dijo o hizo. Buchona y con una percepción de la realidad distorsionada, pero, como dijo Lulu - Cuantas veces puedo pedir que me cambien de lugar?- Tal vez pueda hacer algo al respecto.

Ayer miré el cuaderno y me encontré con una cantidad de tarea increible. Le pregunté a Lulu descorazonada si tenia que hacer todo eso y me dijo que no, pero que había chicos que ya había hecho esas páginas y ella quería tambien hacerlas, pero luego perdió el interés. Me reconocí mucho en esa característica, una cierta competitivad combinada con la certeza de que uno debe hacer lo que se le canta cuando se le canta, lo que nunca se si no es lo que se llama ser haragán. No se si es una buena combinación. Yo le decía a Lulu, pero que te importa, y ella me decia -no quiero se la mas *baja* en la clase, la que tiene menos páginas completas. O sea que Lulu está decidiendo si va a ser de las mejores, las peores o estar en el medio.

Estoy cosiendo un quilt estilo Rothco. Es mas difícil de lo que imaginaba, porque exige pensar, desplegar las telas y pensar, y es algo que me resulta difícil, porque a mi me gusta pensar mis costuras cuando corro y en los tiempos muertos, y luego, una vez que tengo tiempo, solo coser, cortar, pero aqui hay algo sobre los colores que necesita tiempo y meditación. Este quilt me está exigiendo desplegar las telas en la mesa del comedor y pensar, mover pedacitos de tela de aquí para allá. Y por supuesto tratar de imaginar como las cosas van a cambiar cuando agregue el quilteado, el que creo que lo haré a mano, aunque no estoy muy segura sobre el color.

Por otro lado estoy cosiendo unos individuales, usando la técnica de bordado a máquina, a la que le estoy tomando la mano. Me encanta. Otra cosa que me llena de orgullo es que logré solucionar un chirrido horrible que tenía mi máquina nueva. Casi cejo y la mando al técnico, pero la seguí desarmando y al final logré aceitar la junta que chirriaba.


Thursday, February 05, 2015

Lulu Lulu

Hace como un mes que Lulu ha estado muy angustiada. Todo los dias hay un episodio de llanto, generalmente conectada con alguna angustia específica sobre alguna enfermedad. Me pidió que fuese a hablar con la maestra para que la cambiase de mesa, porque había un chico que la molestaba. Cuando fuí, la maestra me dijo que ya lo había hecho esa mañana, y yo le pregunté si me podía orientar sobre que hacer. Creo que eso fué la semana pasada. Esta semana ellos no tuvieron clases y cambiaron de cuaderno, en vez de clases tuvieron la semana de la naturaleza o algo por el estilo, con actividades. Esta semana también tuve una reunión con la psicóloga y otra persona y la maestra. Fué durísimo. La maestra dió su parte, muy cortito porque se tenía que ir, lo que no ayudó. En conclusión es que a Lulu no le está yendo muy bien, que lee cortado, y que han habido algunos episodios de angustia en clase. Por otro lado es una nena que participa, curiosa, en los recreos juega, querida. Así que durante una hora hablé de Lulu. Generosa, esa palabra también la utilizó. 

Fué raro, porque justo hace un mes o algo así, fuí a hablar con la gente de after school y durante 15 minutos solo escuché cuan maravillosa es mi hija. Y algo no me gustó en eso, y pensé, porque me angustia que durante 15 minutos me digan que mi hija es maravillosa? Tal vez es porque no la estan viendo. 

Esta semana pasó algo revelador. Una nenita la invitó a jugar. La nenitá justo se mudó a su nueva casa, justo en el lote enfrente de nuestra futura casa. Lulu no es muy amiga de esta nenita, a pesar de que están juntas desde el jardín desde que Lulu llegó a Israel, pero creo que tenía mucha curiosidad por ver la casa, porque Lulu está muy ilusionada con la mudanza, y también está bastante irritada con el hecho de que todavía no ha empezado la construcción. 

Lulu me dijo que quería ir sola. Es muy lejos. MUY. Con calles mas bien complicadas, además están todavía construyendo el barrio, así que el paisaje confunde mucho. Le pregunté a Lulu si sabía donde era, me dijo que si. Le dije que iba a consultar con el padre por teléfono, pensando que iba a decir que no. Por supuesto todo este diálogo y todo esto lo tuve que pensar con Pepe martillándome el cerebro con que quería ir al super a comprar un huevo kinder y a jugar al parque y bueno, el no se calla hasta que logra algo. El padre dijo que si, que se pusiese casco y ahí salió Lulu, en su bicicletita, en un segundo. Es increible como Lulu cambia, para ir a la escuela tarda horas en prepararse, para estas cosas sale como un rayo, cuando yo reacciono y trato de darle un saquito o algo ella ya salió. Yo salí detrás de ella, con Pepe en la silla, y decidí que la iba a seguir, por detrás, como un detective. Comprobé que es muy prudente, que espera para cruzar y que sigue todas mis indicaciones. 

En el camino a lo de la amiguita está el parque, así que ahi lo dejé a Pepe con una amiga y seguí en mi siguiéndola a Lulu. Al final se confundió y tomo para el lado equivocado. Yo esperé medio escondida, supuse que ella se iba a dar cuenta y efectivamente se dió cuenta, y volvió por el camino correcto. Ahí ya estaba a 100 metros de la casa.

Yo había quedado con la madre de la mamá que iba a llamar en 15 minutos a ver si había llegado Lulu. Es cierto que debe haber sido un viajecito de mas bien 25 minutos, pero la cuestión es que cuando me estaba por ir al parque, me encuentro que la mamá estaba en la calle con sus tres hijos, incluyendo la amiguita. Le digo- pero no habíamos quedado que Lulu iba a tu casa- Me mira con los ojos grandes y sorprendidos y me dice que la casa está abierta. Yo creo que mi tono de voz expresó toda la rabia que sentí cuando la vi en la calle. -Bueno- le digo- no la ayudar a Lulu encontrar la casa abierta y vacía- Todo esto está a unos 50 metros de la casa, así que la nena fué corriendo y se encontró con Lulu. Lulu nunca me vió. 

Yo me volví al parque, digiriendo lo que había pasado. La conducta de esta mamá no la entiendo, pero supongo que hay que tomarla como norma. Otra mamá sobrepasada, que no es capaz de levantar el teléfono para decir -Nos aburrimos de esperar y donde está Lulu- También me sorprendió mucho que no se disculpó sino que dijo que la casa estaba abierta. 

Luego, cuando la fuí a buscar y vovíamos a casa Lulu me preguntó si era posible morirse de ronquera. Ahora me estoy volviendo un poco mas perceptiva sobre estas preguntas raras, que no son preguntas teórica como al principio pensaba, y le pregunté si estaba hablando de algo que le había pasado. Entonces me dijo que durante todo el viaje a los de la amiguita había cantado una canción, pero que al final se había quedado ronca. Bueno, era todo un poco confuso. También dijo algo si uno se podía morir de no poder dejar de cantar una canción. Entonces le conté que yo la había seguido y le pregunté si quería que la próxima vez que fuese a visitar a esta amiguita yo la acompañase y me dijo que si. En realidad creo que puse las cosas de otra manera. Creo que le dije -Que te parece Lulu si la próxima vez que la vaya a visitar yo te acompaño- y me dijo que si con mucho alivio.

De todas estas semanas de angustia (su angustia ya es mia, los últimos dias he sido un trapo) rescato varias cosas. Una es que Lulu empezó a hablar, cuenta cosas. Me cuenta lo que pasa en la escuela. 

Luego es que ha empezado a comer. Bueno, yo también estoy como un águila, controlando la situación. Creo que había me había relajado con el asunto. Le estoy dando el hierro que a veces le doy, que es un jugo de verduras y le estoy cocinando tortas con mucho huevo. Siempre tengo un sentimiento muy encontrado con esas tortas pero es la única forma que come huevo, en algun menjunje que incluye azucar. 

La otra cosa que rescato es que me di cuenta que Lulu necesita que la ayude con los deberes, que no es cuestión de preguntarle -Lulu tenés deberes- y cuando la respuesta es negativa olvidarme del asunto, sino que tengo que ayudarla. 

Ayer fuimos a un cumpleaños. Yo me había ofrecido a hacer una fogata y ayudar a que los chicos se hagan pitas. La mama y yo somos bastante amigas, ademas tenemos los nenes juntos en primer grado y también el el jardín. Lulu se divirtió mucho, jugó al futbol con un montón de nenes y comió un montón de pitas con queso blanco. Parecía estar carefree. También dijo de ese nene que tanto la había molestado que había estado simpático. A mi también me había caído de lo mas simpático.

Un cambio que he hice ayer fué que la pasé a buscar cuando terminó la escuela y me la traje a casa a comer, luego fuimos juntas al afterschool Comió super bien en el almuerzo (obviamente necesita que le recuerden que coma, es algo que me saca, supongo que porque a mi me tienen que recordar que deje de comer) y luego yo volví a trabajar y ella al afterschool. 

Estuve hablando con una señora que por ahi la podría cuidar tres dias por semana, y que Lulu vaya y descanse en su casa la hora y media que yo tengo que volver a trabajar luego del almuerzo. Creo que la voy a sacar a almorzar conmigo todos los días, es posible. Necesito ir mas temprano a trabajar, para poder tomarme una larga hora en el almuerzo. 

Ayer Lulu mencionó que el día se le había hecho corto.

Bueno, veremos, pero me siento optimista. Creo que toda esta angustia es la angustia de primer grado, con un delay. 

Tuesday, February 03, 2015

Mi conejo blanco

Uno de los vecinos, en un acto de falta de responsabilidad total, liberó unos conejos (léase, se le escaparon) los que, milagrosamente, ya hace mas de un año que están dando vueltas por el jardín. Es un milagro porque por aquí en el barrio hay mucho perro y mucho gato, y es una falta de responsabilidad porque podrían tornarse una especie invasiva acá en la reserva, si bajan al wadi y logran sobrevivir a sus enemigos.

Pero no hay cosa mas linda que llegar a casa y encontrarme el conejo blanco tirado como un rey todo estirado tomando el sol del mediodía, o acurrucadito a la mañana muerto de frío, o salir a colgar la ropa y ver con el rabillo del ojo a un conejo blanco saltando apurado a su cita a tomar el té.

Monday, February 02, 2015

Fin de semana raro

El fin de semana me deprimí, un poco, con niños a cargo no es posible de verdad deprimirse como se debe, te hacen reir, te obligan a mantener cierta rutina. 

El viernes MM me propuso salir de aventura al norte, muy de improviso. Yo estaba agotada, la semana pasada mis dos trabajos de medio tiempo enloquecieron, y yo también. Al final pasó que tuve que decidir, era ya insostenible, el mes que viene voy a tener un trabajo de tiempo completo en vez de dos de medio tiempo. También pensé que sería bueno para Lulu compartir con MM un fin de semana, a ver si MM logra entender el por que de esta angustia que parece aquejarla.

 Así que nos quedamos Pepe y yo, solos. Extrañé, mucho. También Pepe. 

El viernes Pepe me pidió que hiciésemos una fogata. Vino una amiga a visitar. Luego Pepe se encaminó a la casa del vecino y logró que lo invitasen a jugar, es increible la seguridad del niño. El nene vecinos tiene como 10 años  y una pieza llena de juguetes, legos, un paraíso. Al otro día, a las 6 y media de la mañana, se despertó Pepe queriendo ir a jugar a lo del vecino. Yo trataba de tomar café y reaccionar mientras trataba de convencerlo que no era posible. Supongo que hubiese tenido que recurrir a la amenaza, tipo " si no te callas no te voy a dejar ir a lo del vecino nunca" o algo así, pero no se me ocurrió. Le expliqué que era muy temprano, que tenía que esperar que el nene apareciese es su trampolina. A eso de la media mañana decidí llevarlo de aventura en la bici a ver si se olvidaba de su obsesión. Fuimos a visitar unas ruinas, hicimos un picnic, fuimos al kibutz, compramos un juego copado en el negocio de segunda mano,fué lindo pero yo llegué agotada, y lo primero que hice cuando llegamos fué preguntar cuando podía ir a jugar a lo del nene vecino. Al finál lo terminé dejando, media hora. Me da un poco de verguenza, porque no soy amiga de los vecinos estos, pero me pareció que eran honestos cuando me dijeron que si los molestaba me iban a decir. Creo que no molesta, juega en la pieza del nene sin que se los escuche, azorado ante al abundancia de juguetitos. Pero que se yo. 

Vi the Wolf in wall street y Ouja y un monton de ridiculeces online.

Ahora tengo todos los quehaceres muy atrasados. 

Wednesday, January 28, 2015

La tan soñada mesada de hormigón


Estaba lavando las manzanas, algo que hago desde que Pepe me volvía loca pidiéndome una manzana (o agarrándola) y luego haciendo un escándalo porque yo insistía en que la lavase, y decidí honrar mi mesada de hormigón con una foto. Es muy linda, es hermosa para amasar, pero se mancha con vinagre y limón, y un poco me cansan estos cuidados especiales, así que para la próxima casa no se que haremos.  Tampoco es que me importen mucho las manchas, además se van con el tiempo. No se.

Ahí se ve el tamaño mínimo de mi mesada, esa es la mesada mas grande, del otro lado de la pileta hay otro cuadradito. A mi me basta, y eso que a esta cocina le faltan todavía los últimos ajustes, los que probablemente nunca le serán dados.

En agosto tenemos que entregar esta casa y todavía no empezamos a construir la otra. En fin.

El blog de costura está en construcción, cuando decida que estoy conforme para que salga a la luz lo anunciaré.

Me cuesta mucho encontrar el tono. Aquí digo lo que me da la gana, con muy pocas censuras, si las fuentes son distintas, todos esos detalles mucho no me importan, en el blog de costura tengo que hacerme la algo, la costurera, la artesana, dar una imagen, crear una fantasía. Este blog tiene una función muy clara, es el lugar donde dejo sentadas ciertas cosas que me van sucediendo, también es el lugar donde me libero de ciertas angustias, o donde analizo ciertos dilemas que me aquejan.

También es en wordpress y todavía no me es familiar.

Mis amores





Pasa mas y mas que juegan juntos, mas que nada Lulu le dibuja cosas. Pepe cada vez tiene un vocabulario mas sofisticado, es más interesante jugar con el.

Tuesday, January 27, 2015

la dieta de Lulu

Acabo de editar unas fotos para el blog de costura y vengo a este otro blog para procastinar. No puedo sin.

Lulu está pasando una semana rara, no logro entender cual es el problema. Aparentemente tiene eructos y eso la estresa, y como es de hablar poco es muy díficil entender que le pasa. Bah, supongo que si fuese una charlatana también sería difícil. Un problema fué ya solucionado. Se quejaba hace tiempo de un nene que la jode y quería que la cambiasen de lugar. Cuando hablé con la maestra ya había solucionado el problema y ese mismo día había cambiado al nene de lugar. Creo que Lulu está desilusionada porque ella quería ser cambiada de lugar. Está en el frente, porque la maestra la quiere vigilar, que no se ponga a soñar mucho, y eso a Lulu creo que no le gusta mucho. 

Pero con todo esto hemos estaba hablando. Un día, que estaba angustiada, se abrió bastante. Yo le preguntaba como estaban sentados en su mesa y ella me preguntó, bastante irritada, que tenía que ver eso con su problema. Le dije que quería "ver" la situación lo mejor posible, y entonces me dibujó un plano. 

Mencionó un par de veces que el corazón le late rápido. Una posibilidad es que tenga anemia, porque no logro que coma casi nada que tenga hierro. Ayer accedió a probar un huevo, y lo probó duro. Casi se muere del asco.

Mas o menos accedió a comer un schinetzel por semana y a hacerse un análisis de hierro. Ahora no recuerdo como terminó la negociación. 

Lulu come 

cornflakes con leche de soja

pan casero con harina integral y alguna cosa dulce adentro, como manteca con azucar, o mermelada de frutillas, o nutella.

un pedazo de queso muzzarella

yogur

manzanas y bananas

cena arroz o fideos integrales con parmezano y aceite de oliva y unas cucharaditas de arvejas, con algo de morron fresco.

Luego, por supuesto, cualquier torta que ande circulando por ahí, y panqueques, cuando hay, que no es siempre. En la harina integral hay hierro, y los cornflakes están fortificados, pero a mi no me parece una dieta posible. He tratado con lentejas y brocoli y otras cosas y le da asco. No come la comida que dan en el aftershool.

Pero yo quería hablar de otra cosa

Monday, January 26, 2015

Que hay en mi bolso



En mi bolso hay
Un bucito para Pepe, que llevo para condiciones extremas, a veces cuando voy a buscarlo al jardín empieza a hacer frío. Se niega a usarlos.
La bolsa de la vianda y una manzana.
La agenda de este año y la del año pasado.
Auriculares. Suelo andar con un ipod, pero lo estaba cagando cuando saqué la foto.
El cargador del ipod.
Unas entradas de la última vez que fuimos al teatro con los chicos.
Dos lapiceras y un lápiz sin punta.
Billetera.
Un paquetito con unos botones que alguien me regaló hace un par de semanas.
La tarjeta electrónica del trabajo, las llaves del laboratorio y un pendrive.
Lo azul es el documento de identidad israelí, que es enorme.
Toallitas húmedad y una toallita.
Monedas varias.
Una piedra que debe haber puesto Lulu.
Un sacapuntas.
Unos tornillos.
Un protector labial.
Una chalina.
Un par de recibos del super.
Un anotador con postits que alguien me reagaló.

Mi bolso Timboktú tiene como 8 años de uso diario. Está bueno porque es waterproof y es cómodo para la bici. Su gran problema es que no tiene un bolsillo para la botella de agua.

El vestuario de Pepe






Pepe posando sus camisas nuevas y su pantalón. El pantalón con los pitucones rojos se lo hice hace mucho, con un jean viejo que alguién me dió. Es de una serie que le hice aprovechando la pierna entera, así que lo único que le cosía era la costura de la entrepierna y le ponía elásticos abajo y arriba y listo.

Wednesday, January 21, 2015

Lulu y la lechuza

Entonces le cosí a Pepe dos camisas. Durante tres días se opuso a ponérselas, era obvio. Le cosí camisas porque le transformé unas camisas de MM para el, reusando varias partes. Al cuarto día se acostumbró, inclusive creo que le gustó. Quería llevar un autito al jardín pero no tenía bolsillos. Yo le decía ponete el buzo que tiene bolsillo (tenemos una lucha continuada, anda con una remera (o camisa) en pleno invierno, no quiere ponerse buzo). No quiso. Bueno, fijate que tenés el bolsillito ese en la pechera. Y ahí se puso muy contento. MM revoleava los ojos con todas esta negociaciones. No es tu muñeca me decía. Bueno, si, seguro. Pero en este momento o se pone esas camisas o anda con una remera que le queda por la mitad del pecho, y además fuí y le compré. 4 remeras y dos buzos, en cualquier momento llegan. También le cosí un pantalon medio ajustado de corderoy negro, que le queda espectacular. A Pepe le gusta el negro, y a mi me encantan los nenes de negro, así que en eso tuve suerte. Me gustan el negro para los chicos por las manchas, además de que me gusta como el negro los define, les da un marco. Pepe parece ser un nene bastante alto, mas de lo que uno esperaría de un hijo nuestro. Bueno, también el hecho de que sea pelirrojo es bien sorprendente.

Ultimamente los chicos me están ayudando a la hora de la cena. Lulu y Pepe levantan la mesa, me van trayendo las cosas mientras yo lavo con los últimos vestigios de energía que me quedan. Lulu se quejaba al principio pero ultimamente lo hace con mas gusto. Creo que ahora que Pepe también ayuda algo cambió. Ayer pasó algo sorprendente. Lulu me pidió una tijera y se fué a la pieza. Fui a mirar y le estaba fabricando un reloj de Ben 10 a Pepe. Es como que son amigos. Creo que la combinación del invierno, que los obliga a estar juntos, y el hecho de que Pepe está mucho mas civilizado, está haciendo algún efecto.

También he notado que las cenas han mejorado notablemente. Nos sentamos y comemos y charlamos, bastante ejemplares. Ayuda mucho que Pepe y yo compartimos ciertos gustos. Le gustan las milanesas de pollo, la zanahoria rallada, la sopa de verduras y el coliflor al horno. A Lulu el arroz y los fideos con parmesano. Así que mas o menos todos los días tenemos esas cosas, aunque a Lulu no le gusta cuando el arroz está recalentado, es increible. Por supuesto no se queja, sencillamente come tres cucharadas. 

Ayer le explicaba a Lulu sobre las pilas, que algunas son tóxicas, y como si se tiran sin cuidados pueden contaminar el agua. Se angustió tanto que me pidió que la abrazase y se puso a llorar. Cuando da estas muestras de exceso de sensibilidad me digo -zas, primera muestra de la bipolaridad- 

El otro día me confundí, y la fuí a buscar al lugar equivocado. Los lunes ella va a una clase de arte y luego se va a casa donde nos encontramos. Yo estaba con Pepe y una amiguita, o sea que no podía ponerlos arriba de la bici y me preocupaba que Lulu estuviese en casa sola tanto tiempo (mas de 10 minutos, eso es lo que uno tarda caminando) Cuando llegué me la crucé en el camino, estaba yendo a lo de la abuela. En casa me había dejado un mensaje larguísmo y totalmente incomprensible. Decía así

Soy Lulu. Yo quiero que pongas la lechuza en el horno (y había una flecha indicando la lechuza de arcilla). Estoy en lo de la abuela. 

El problema era que al final se había cansado y faltaban letras, además de que obviamente hay miles de faltas de ortografía, y eso combinado con mi propia ignorancia. Me imagino tratando de descifrar el mensaje sin saber donde estaba y me muero.

Un poco le preocupa  la muerte. Yo a veces le digo cosas como -Bueno, si te moris te moris, que problema hay?- (Me refiero que el que se muere deja de tener problemas) No se si es la mejor respuesta. Debe ser horrible ser sensible y tener una madre como yo, que no conoce de angustias, o que las tiene escondidas a la perfección, no se muy bien como es el asunto.

Saturday, January 17, 2015

Pepe y su guardarropas

Hace un par de dias casi me gasto 100 dolares en telas, al final no pude porque debo haber puesto mal algun detalle en la tarjeta, debe ser mi inconsciente, pero el mismo dia lo miré a Pepe que andaba con una remera, de una bolsa de ropa vieja que me pasó la vecina, que le queda corta. Hace mucho frío, y el andaba con la panza al aire. Y ni hablar de los buzos que tiene, uno que le queda corto y dos con apliques enormes que dicen fox (una marca israelí) en rosa, porque eran de una amiga de Lulu. Son abrigados y comodos, eso si. Igual lo de abrigado es al pedo porque insiste en ir casi desnudo en invierno y yo soy de la teoría de que si nunca se enfermó es que debe tener razón. Luego tiene una colección de remeras berretas que eran de Lulu, que son muy grandes y le quedan "escotadas", en fuccia, violeta y turquesa. En fin, da pena, pero convengamos que a el no le importa lo mas mínimo y eso es lo importante, y a veces pienso que mi dejadez contribuye a su felicidad. Si la ropa se mancha o se pierde o se rompe a mi hasta me alegra, pienso que así a ver si me pongo las pilas y en vez de coser alta costura para las muñecas le coso algo. 

Ayer dije basta y le cosí dos camisas con camisas viejas de MM. Me divertí lo indecible, saqué fotos de todo el proceso, pensando en un tutorial para mi blog " profesional ", y luego le empecé un pantalón con unos pantalones viejos que tengo reservados. Lo que quería decir es que me gusta tanto coser que parezco drogada, es curioso. Se parece en todo, inclusive en que cuando me agoto quedo de cama, como pasó ayer. Totalmente depleta. Quedaron lindas, aunque no se las he probado. Le probé una a mitad de proceso y se la arrancó y la rajó, no es facil coserle a pendejos, por un lado son tan lindos que todo les queda bien, pero andá a probarles algo o a medirlos.

La cámara es una genia. La estoy empezando a adorar.

También creo que ahora entendí como enhebrear la overlock. Hay una parte insoportable que si se te sale un hilo de abajo hay que sacar los hilos de arriba, es muy enervante pero de esas cosas que cuando uno las acepta se vuelven soportables. Todavía es díficil decidir cuando usarla y cuando no. Ayer cosí las camisas casi completamente con la overlock. Con la sisa me compliqué un poco. Ahora estoy evaluando, con estos pantalones para Pepe, si coser las costuras con la overlock o no, porque tengo que cambiar el hilo a negro, 4 hilos. Creo que con el tiempo en que pierdo cambiando el hilo hago un par de costuras francesas y listo.

Me resulta raro pasarme de una máquina a la otra. 

En realidad, acabo de darme cuenta, tengo tres aparatos nuevos, porque estoy trabajando con la máquina de coser vintage. O sea dos máquinas de coser nuevas y una cámara de fotos. Too much.

Ayer Lulu llevó galletitas a la escuela, hice las chocolate chips de Martha Steward, que son buenísimas. Me estresé bastante con el asunto. Son como 40 chicos. Por qué no hice una torta como todo el mundo? Debe ser la cuarta parte de trabajo. A veces estas conductas que tengo me dejan perpleja. Igual recibí muchos halagos, especialmente de Lulu, que es bien tacaña con ellos. Lo que no me gusta de las tortas es la parte estética, de la torta de chocolate toda despedazada en una clase, las galletitas parecen mas manejables. 

Me olvidé de comprar servilletas, así que entré en la mitad de la clase a llevarlas (los viernes hacen cabalat shabat con torta y jugo) y la encontré a la maestra sentada con Lulu trabajando con mucha concentración. Adoro a la maestra de Lulu, y Lulu también. Que lindo es espiar en la vida independiente de los hijos y ver esas imágenes buenas. 

Mis hijos son queridos por sus maestras, los dos. En el jardín de Pepe hay una maestra que está enamorada de Pepe, lo abraza mucho, y es recíproco. La cara de Pepe cuando habla de ella es muy linda. 

Siempre pienso que la gente debe pensar como a esta mujer loca y levemente desagradable le salen estos nenes tan queribles, porque a la gente que me ve en la escuela y en el jardín les muestro mi peor aspecto.

Ayer por ejemplo, cuando fuí a dejar las galletitas a las 8, bueno, yo tengo grandes problemas en llegar a  horario, especialmente cuando incluyen preparar a tres personas para salir. Así que me puse nerviosa y Pepe me tenía loca cacareándome en la oreja y salió un diálogo así.

-Quiero que me compres el robot transformer azul en el super- (decía Pepe por quintagésima vez en 10 minutos) 

-Y yo solo quiero que te calles-

-Pero yo quiero hablar-

-Y yo no quiero escucharte, solo quiero que te calles-

(En el estacionamiento de las bicis de la escuela de Lulu, un par de nenes me miraron con los ojos grandes cuando yo dije algo que en hebreo es "shut up", un poco mas rudo que callate)

-Pero yo quiero hablar-

-Yo no tengo ningún problema en hablar, solo que no quiero escuchar la palabra comprar-

-Pero a mi me gusta la palabra comprar-

Bueno, aqui me reí.

Hay gente que en público muestra su mejor faceta y quedan un poco idiotas porque dicen cosas -dulzura, por favor hace un poco de silencio que mama está un poco cansada- Y yo, que debo tener miedo de quedar como una idiota, opto por un estilo mas violento y loco. 


Y yo se de donde viene. 



Wednesday, January 14, 2015

El artista y su cuadernito.





Tardé un año en forrar el cuaderno de rigor que todo artista que se precie en estos dias debe tener. Usé una tela que me vuelve loca, y no solo en el buen sentido, es una seda con lino, y se manchó con la goma de pegar, no se que falló ahí.

El azucarero lo recibí como parte de pago por arreglar ese vestido de novia, el de las tetas.

Todos mis páginas están decoradas por Lulu.

Un objeto bello y útil



Hice 4 de estos, de distintos tamaños y con puntitos amarillos también, y estoy enamorada. Hacen de la taréa sisífica de juntar juguetes bastante más agradable......excepto cuando el crio decide usar la bolsa como sombrero y tira todos los juguetes para ello.

Y porque tienen que tirar todos los jugueticos en el piso para elejir uno? No pueden revolver un momento y buscar? Porque son tan malcriados?

Ahi en el fondo el pan pita, y el quilombo.

Siempre pensé que no podía ser que las casas de los otros fuesen mas ordenadas. Ahora confirmo lo que venía sospechando, están los que tienen deep of field y los que no.

Lulu concerta una cita telefónicamente




 Y es tan mala como yo, pero se arregla.


El ludo


Creo que es uno de los pocos trabajos que hice sin inspirarme en nada. Es otra dimensión, porque a veces *inspirarse* se parece mucho a *copiar*.


Además de que es un objeto que fué hecho por necesidad. Necesitábamos un ludo, incluso me metí en Aliexpress, el demoníaco Aliexpress. Por suerte no había ningundo por 40 shequels, que debe ser el costo que puse en materiales: un drill raro que me compró mi suegra creyendo que era canvas, lindo, con mucha imperfección en el hilado, fieltro 100 % lana, que recibí en un shipment, colores raros también, pero estaban out of stock en el negocio, lo que es vivir en el tercer mundo, tinta de screen printing, tape de segunda regalado, que fabrican en el kibutz de al lado, hilo negro.

A veces, me parece que los objetos los creo por mi necesidad de dar puntadas para calmar alguna compulsión absurda, una conección fallida en el cerebrito. Al final los chicos me dan el gusto y juegan con la muñequita, por ejemplo, pelean a muñecazos, lo que supongo que no está mal.

El ludo no, jugamos al ludo, no nos limpiamos el culo con el.....todavía.








Que me cuentan la calidad de las fotitos? Ya puedo debutar en el mundo real? O me falta?

Es uno de los ludos mas lindos que vieron o yo estoy enceguecida?

Las fichas son otra historia, sin resolver.